¿La leche reducida en lactosa es más fácil de digerir?

La leche baja o reducida en lactosa es más fácil de digerir solamente para las personas con intolerancia a la lactosa. Si personas cuyo organismo produce la enzima lactasa con normalidad consumen leche baja o reducida en lactosa de forma prolongada en el tiempo, el organismo de estas personas dejará de producir la lactasa porque no la necesita y en consecuencia podrían desarrollar intolerancia a la lactosa.

No hay evidencia científica que justifique que personas que no tienen intolerancia a la lactosa consuman leche baja o reducida en lactosa. Sin embargo, al igual que sucede con el gluten, muchas personas optan por consumir leche baja o reducida en lactosa sin un diagnóstico médico, tal vez incentivadas por mensajes publicitarios que declaman algún beneficio para la salud y se leen en los envases. Por lo tanto, sugerimos consultar a un médico para que realice los estudios y el diagnóstico correspondiente.

Para más información:

Lácteos para las personas intolerantes a la lactosa y los mitos alrededor de los lácteos

Leche reducida en lactosa

0
1
0
s2smodern